Join the Conversation

No comments

  1. Por qué será
    que a simple vista
           y a veces
           más profundamente
    estos ejercicios sacan
    cosas
           relativamente
           buenas

    😉

  2. Idea Vilariño, una grande, hacía lo contrario. Escribía en perfectos endecasílabos y después desarmaba todo para ocultar el verso, cortado en pequeños fragmentos. También eso era trampa, pero era poesía.
    Abrazos.

Leave a comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *