A las 6:01

[28/6/2003]

A las 6:01, esa hora tan Batallón de Inteligencia, se me ocurre despertarme. Abro los ojos y ahí están el seis, el cero y el uno, y los dos puntos, en el despertador. Pero es sábado, así que cierro los ojos otra vez.

A las 7:47, esa hora tan Boeing, todavía estoy despierto. Tuve tiempo de pensar en muchas cosas, pero no recuerdo ninguna. Quiero dormir, estoy cansado.

A las 8:12, esa hora tan Chaikovski, a pesar de mis pocas esperanzas, cae el telón para un pequeño entreacto, y me duermo otra vez.

A las 9:09, esa hora tan Beatle, viene Gabriel y me despierta con un grito, con un salto, de una vez y para siempre.

Join the Conversation

No comments

  1. Que yo sepa, a Gabriel todavía no le gusta la lasagna, así que tal vez estemos a salvo.

    Pero ese modo de despertarme…

Leave a comment

Your email address will not be published. Required fields are marked *